La placa bacteriana es una película incolora y pegajosa formada por bacterias y azúcares que se forma y adhiere constantemente sobre nuestros dientes. Si la eliminamos correctamente cada día, pasa a convertirse en sarro, el cual es mucho más complicado de eliminar y requiere de una limpieza oral profesional con tu odontólogo.

El primer paso para prevenir su aparición es establecer una higiene bucodental adecuada y completa. Pero, no es suficiente con basar esta limpieza en el cepillado diario, ya que el cepillo no consiguen alcanzar los rincones de difícil acceso donde se acumula la placa. Es fundamental utilizar elementos como el hilo dental y el enjuague bucal, al menos, una vez al día.

Nuestra alimentación también juega un papel muy importante en este aspecto, ya que existen algunos alimentos que provocan la acumulación de placa en la cavidad oral y la erosión dental.

Estos alimentos son los azucarados y los ácidos, los cuales, si queremos lucir una sonrisa libre de sarro, debemos moderar su consumo. Una adecuada hidratación diaria estimula la producción de saliva. El líquido de la saliva ayuda a remover la placa bacteriana, facilitando su eliminación completa.

Una de las claves principales para evitar la aparición de placa dental es mantener una adecuada prevención oral. Esto conlleva las visitas periódicas a tu dentista en Palma de Mallorca, además de la realización de una correcta limpieza bucal en casa.

 

 

 

Vota este post